Papa Francisco y RSCM en Fátima

Posted mayo 31, 2017

El viaje del Papa Francisco a Fátima, con ocasión de la celebración del Centenario de las Apariciones y de la canonización de los pastorcitos Francisco y Jacinta Marto, ha sido anunciada por el Vaticano como una “peregrinación”. ¡Y realmente lo ha sido!  Los días 12 y 13 de mayo centenares de miles de personas que peregrinaban hacia el Santuario de Fátima fueron visitadas por el «peregrino de la esperanza y de la paz». La llegada del Papa Francisco al Santuario de Fátima ¡es inolvidable! En la pequeña capilla de las Apariciones le esperaban 150 niños y niñas, entre quienes se encontraban casi 50 alumnos y alumnas de nuestro colegio de Fátima. Entre la multitud de peregrinos que vivieron momentos de particular belleza y sencillez estuvimos las RSCM, colaboradores y jóvenes del movimiento juvenil ‘CoMTigo’. El momento en que el Papa Francisco rezó en silencio ante la imagen de Nuestra Señora de Fátima fue conmovedor, y fue una actitud intensamente compartida por miles y miles de peregrinos venidos del mundo entero. Hubo momentos de profunda experiencia espiritual, como el rezo del Rosario, la procesión que inundó de luz la noche; la Eucaristía del día siguiente a la llegada del Papa, con la canonización de Francisco y Jacinta Marto; y al final el “Adiós de Fátima”, siempre tan emocionante. En las pocas horas de visita a Portugal, el Papa Francisco testimonió y nos dio el testimonio de la fuerza de la fe, confirmó la certeza de que somos tierna y eternamente amados (“¡Tenemos Madre!”); convocó a todos a la construcción de la paz y al servicio de los demás; insistió en la defensa de los sin voces, de los enfermos, de los excluidos y abandonados, de los huérfanos y de los perseguidos; y desencadenó lo que el mismo llamó “una verdadera movilización general contra esta indiferencia que nos hiela el corazón y acrecienta la miopía de la mirada”. De la celebración del Centenario de las Apariciones en Fátima quedan grabadas en el corazón las vidas de Francisco y Jacinta, ejemplos de santidad en la sencillez; y en la memoria siguen resonando las palabras desafiantes del Papa Francisco:  «Bajo la protección de María, seamos en el mundo centinelas que sepan contemplar el verdadero rostro de Jesús Salvador, que brilla en la Pascua, descubriendo así nuevamente “el rostro joven y hermoso de la Iglesia, que resplandece cuando es misionera, acogedora, libre, fiel, pobre de medios y rica de amor.»  (Ana Luísa Pinto rscm)

Ven Emmanuel

diciembre 1, 2017

Voz que clama en el desierto: Barred camino á Jehová: enderezad calzada en la soledad á nuestro Dios. Todo valle…

Ver Más

Viene, Espirito Santo

junio 3, 2017

Empero hay repartimiento de dones; mas el mismo Espíritu es. Y hay repartimiento de ministerios; mas el mismo Señor es….

Ver Más